Remedios caseros para niños

Biberón

Posted on: November 30, 2010

Al llegar a casa del hospital con su nuevo bebé,  mezcla la fórmula que su médico le recomendó. Felizmente se establecen para alimentar el nuevo miembro de la familia, anticipando  que sera una experiencia pacífica.
Pero por alguna razón no funciona de esa manera como lo planeado. Su bebé se queja o se retuerce o escupe o se niega a la botella. Usted está decepcionado, frustrado y preocupado con el comportamiento de  su bebé.
¿Qué salió mal? hay un sin número de razones posibles, por ejemplo, su bebé podría ser alérgico a los productos lácteos. Pero lo más probable es que simplemente no han suavizado el proceso todavía. Para ayudarle a hacer eso, he aquí algunos consejos para hacer el biberón más fácil y gratificante tanto para los padres como para  el bebé.

Con ternura.
Alimentar a su bebé es un momento importante y reconfortante de la vinculación.Póngase cómodo, y sostenga  al bebé de manera que pueda mirarse uno al otro. Mantenga a su bebé de forma segura, pero no apretado. Y tratar de enfocar su atención en el niño. Es importante dar al bebé un momento especial. Apague la tele y encender la maquina de tomar mensages (o apagar el timbre del teléfono).

Preste atención a la temperatura.
Los bebés tienen gusto individual: a algunos les gusta la botella de la misma temperatura todos los días, y algunos no les importa si les das de comer la fórmula tibia un día  y  fría al siguiente día. Si se queja cuando la temperatura varía, trate de que sea siempre de la misma manera.
Pero, ¿qué temperatura debe ser? Como siempre  que no esté tan caliente que  queme a su bebé,  (Ponga unas gotas en su muñeca). Ponga agua tibia sobre el biberón refrigerado para quitar el frío. Otra alternativa es el calentamiento de la botella en una olla de agua ,Tampoco dañará a su bebé si lo alimenta  con fórmula directamente de la nevera

Cuidado con el microondas.
Es una buena idea evitar poner la fórmula en el microondas. Calentar la  fórmula infantil en el microondas incorrectamente puede causar lesiones ya sea por quemaduras, que se queme la lengua, los labios, el esófago o  las mejillas.
En el microondas el revestimiento de la bolsa de plástico de la botella puede explotar, un punto caliente en la fórmula puede causar una quemadura leve.
Si calienta la fórmula en el  microondas, sólo debe utilizar  botellas de plástico limpias y transparentes, las de vidrio puede romperse, y nunca caliente  menos de cuatro onzas de fórmula, para evitar el sobrecalentamiento. También debe agitar la fórmula después de calentarla ,  pruébela en su muñeca antes de servir. No se limite tocando el centro de la botella para ver si el caliente es uniforme.
Mantenga la fórmula consistente.
Mezcle la fórmula precisa de la misma manera cada vez. Nunca diluya la fórmula más de lo recomendado en la etiqueta, porque su hijo va a terminar siendo estafados de los nutrientes necesarios.

Se utiliza agua pura.
Debido a que los productos químicos como el cloro se añaden al agua de la llave,  es mejor usar agua embotellada en la fórmula de su bebé.
El agua destilada y agua de manantial embotellada están bien para usarlas en la fórmula.El agua filtrada de la llave también se puede utilizar: Pero no se olvide de cambiar el filtro correctamente y con frecuencia.

Hervir nuevos chupones.
chupones nuevos pueden tener un sabor a plástico que a su bebé no le guste. Para librarse de ese nuevo sabor, hervir los pezones en agua antes de usarlos.

Considere lo agujero.
Es importante que el tamaño del agujero del chupon no sea ni demasiado grande ni demasiado pequeño. Si es demasiado grande, la fórmula pasara de demasiado rápido y su bebé puede ahogarse, y si es demasiado pequeño, el bebé puede  frustrase y cansarse tratando de obtener suficiente fórmula.
Una forma de comprobar el tamaño del agujero es girando la cabeza botella y viendo el goteo de fórmula. Si es mucha la fórmula que sale, debe comprar el pezón con la apertura de menor tamaño. Si la fórmula no sale hasta que se apriete el frasco, puede comprar los pezones con agujeros más grandes o hacer el agujero más grande. Para ello, hierva el pezón durante un par de minutos en agua y use una aguja para agrandar el agujero.

También es necesario  mantenerse al tanto del tamaño del agujero en el pezón porque  el bebé crece. Los pezones destinados a los recién nacidos tienen agujeros más pequeños y son más cortos que los pezones para lactantes de más edad, así que si usted todavía está utilizando los pezones recién nacidos para lactantes de más edad.  Si usted está usando pezones recién nacido con su hijo ocho meses de edad, es el momento de hacer un cambio.

los viejos chupones.
La saliva y el calor deterioran el chupon. Cambie los pezones de los biberones tan pronto como empiezan a ponerse duros o pegajosos. Una vez que el pezón empieza a colapsar, su bebé tendrá una alimentación mucho más difícil. La mayoría de los pezones tienen cerca de seis meses vida.
Sujete la botella.
Un padre con un millón de cosas que hacer puede ser tentado a dejar la botella para que el bebé puede comer por su cuenta. Pero los bebés necesitan caricias y la cercanía es una parte de la alimentación. Mire a su bebé, hable con él. Es importante  que pase un tiempo a solas con su bebé.
Además, un bebé solo con una botalla puede ahogarse si la leche se va muy rapido por su garganta. Y cuando un bebé se encuentra de espaldas comiendo , la leche se puede represar en el tubo de la garganta, lo que podría producir una infección de oído .

Mantenga la inclinación adecuada.
Comience sosteniendo el biberón de su bebé a los 45 – grados, levante la botella poco a poco mientras  el bebé se alimenta. Vea el cuello de la botella y mantenerlo inclinado para que no se hagan burbujas de aire.
Alternar las posiciones.
Si el bebé tiende a Sacar la comida, vomita más de una vez durante la alimentación, un cambio de posición puede ayudar. Los pediatras no han encontrado una forma correcta de sostener a su bebé mientras lo alimenta. Así que hay que probar varios ángulos hasta que encuentre uno que está de acuerdo con su bebé. La mejor posición depende de cada bebé.

Ir con la corriente.
No espere que su niño se tome una botella llena al mediodía de hoy sólo porque ayer  al medio día se tomó esa cantidad . El apetito varía de un día a otro.
Además no se puede vivir por el reloj. Si es una media hora antes de  la alimentación habitual de su bebé, y ese quejarse y parece que tiene hambre, dele de comer. Si aún esta dormido a la hora de su alimentación habitual, dejelo dormir y dele de comer cuando despierte.

Ponga Atención a las señales.
Su bebé debe ser quien decide cuánto come. Cuando un bebé deje de chupar vigorosamente o está retorciéndose o mirando por la habitación, esto indica el final de la alimentación. Nunca instar a que se termine el resto de la botella cuando un niño ya no quiere. No fuerce a su bebé a que se termine hasta la última gota de leche. es mejor tirar un poco de fórmula que su bebé coma en exceso.
Y no dude en darle más de la cantidad que midió si su bebé quiera más. Si el bebé drena la botella en unos minutos, no le fue suficiente lo que había en la botella.

Aprenda a distinguir el llanto.
Los bebés lloran por razones diferentes, porque tienen hambre o estan de mal humor o se sienten solos. La mayoría de los padres pueden aprender a diferenciar los diferentes tipos de mensajes de llorar.

Otra clave es el tiempo. Si han pasado menos de dos horas desde la última alimentación completa, no es probable que el bebé tenga hambre. Puede haber otro problema que necesita atención.

Prestar atención sin la fórmula.
Si usted duda de que su hijo tiene hambre y no puedo encontrar ninguna otra razón, trate de su abrazarlo, le sonreíale o llevelo a otra habitación para un cambio de escena. Su bebé puede simplemente querer atención. Pregúntese si el tiempo de alimentación es el único contacto que el bebé tiene con usted. Si es así, es posible que la demanda de comer más a menudo, sólo sea porque necesita más de su tiempo.

Saber cuándo pasar de la fórmula a la leche.
En un año, los niños suelen estar listos para cambiar de fórmula a la leche entera pasteurizada.

Cuándo consultar al médico.
Para algunos problemas de biberón tendrá que consultar con un pediatra.
Su bebé podría tener un problema estomacal o puede ser que necesite otro tipo de fórmula. Pero siempre consute a su medico

 

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: