Remedios caseros para niños

Cólico.

Posted on: February 28, 2011

Calmar el llanto crónico.

Los bebés lloran para comunicarse o decir que tienen hambre, frío o que están húmedos, solitarios, enfermos o aburridos. y si el suyo es como la mayoría de los bebés, también llorara  mucho sin motivo aparente sólo para recibir atención.

Estos períodos de llanto irritable suele caer en un patrón. Entre las edades de dos y seis semanas, un niño puede llorar por dos a cuatro horas al día. Puede llorar antes de caer la noche. Estos períodos molestos, son cada vez más predecibles, pueden parecer sin fin para usted, pero tenga en cuenta que esto es una etapa normal del desarrollo, y que no duran para siempre. Cuando su bebé tenga tres meses de edad, el llanto debe comenzar a disminuir de una a dos horas al día. Si su bebé tiene  episodios de llanto repetidamente que duran varias horas a la vez, asegúrese de consultar a su pediatra. Se puede decir que su bebé tiene cólicos. Un bebé con cólico puede llorar a un patrón rítmico que a menudo alcanza un nivel de llanto muy fuerte. Se puede apretar las manos, doblar los codos, y estirar las piernas apretadas contra su abdomen. Su rostro puede parecer preocupado o tenso, su vientre parece firme y tiene una alta cantidad de gas. A veces se tiene una expulsión violenta del movimiento de los gases o el intestino inmediatamente antes o después del episodio de cólico. Uno entre  cinco bebés por lo general desarrolla cólico, sin embargo, sigue siendo un misterio médico. El cólico se ha culpado de muchas cosas, incluyendo un sistema nervioso hipersensible, un tracto gastrointestinal inmaduro, alergia a los alimentos y la técnica de la alimentación inadecuada. Aunque no hay consenso acerca de la causa y el tratamiento de esta dolencia, una cosa es cierta: El cólico generalmente ataca a los bebés sanos a la edad de 2 a 3 semanas y es común por el tiempo que el bebé es de 12 a 16 semanas de edad. Aunque es terrible vivir así, no dañará a su bebé en el largo plazo, ya sea física o psicológicamente. No existe una cura segura para el cólico, salvo el tiempo, paciencia y perseverancia, pero algunos padres han encontrado un alivio temporal utilizando los siguientes métodos .

Adoptar un enfoque sistemático.
Lo que ayuda a un bebé con cólicos no hará nada para otro, así que tendrás que experimentar para ver qué funciona con su bebé.
Adoptar un enfoque sistemático para determinar la causa del llanto del bebé.Compruebe vea si tiene hambre, mojado, frío, dele a chupar un chupete para que se relaje. Si está calientito y seco y ha sido comido recientemente, es posible que desee compañía, así que hablar con él y arrúllelo. Si está aburrido, lleve lo  a dar un paseo o un viaje en coche.
No importa qué método se intente, la táctica cambia si el llanto continúa por más de cinco minutos. Con el tiempo usted encontrará algo que funcione para su bebé.

Siga los síntomas de su bebé.
Si usted ve  que entre más trata de consolar a su inconsolable hijo, más grita, los cólicos de su bebé pueden deberse a una sobrecarga del sistema nervioso.
Si su bebé ya ha tenido  estimulación suficiente, incluso todas las técnicas para calmarlo tales como mecerse, cantar y hablando le  en voz baja y aun no se calma y esto sólo sirven para intensificar la irritabilidad de su bebé.
El llanto es una forma que los bebés usan para aislarse del mundo. Así que cuando los métodos habituales de calmar a su bebé no están funcionando, déjelo llorar por unos 5 o 10 minutos y ver si se calma por sí mismo antes de intentar cualquier otra cosa. Sostenga al bebé de forma pasiva en sus brazos, o envuélvelo y póngalo a descansar. Usted puede incluso darse cuenta que   evitar el contacto visual directo ayudará a calmarlo mas rapido. Después  de llorar, el bebé estará mas despierto y estar dispuesto a interactuar o estar descansando tranquilamente. Si no es así, consulte a su pediatra. Puede ser una hernia o algún otro problema físico que está causando la irritabilidad prolongada.

Pruebe con un horario de alimentación regular.
Los estudios demuestran que los bebés excesivamente sensibles son a menudo pequeños para su edad. Su longitud es normal, pero son delgados. Estos bebés, indican una sobrecarga sensorial por tener episodios de cólicos, a menudo les va mejor con un patrón de organización del cuidado. Por alguna razón,la organización del medio ambiente a estos bebés les ayuda a organizar su comportamiento. La estructura realmente les ayuda. 

Ayude a su bebé a tomar control.
Si su bebé parece estar llorando la mayor parte del tiempo,haga algo para ayudar a su bebé ganar control sobre su sistema nervioso. Cada vez que su bebé está en un estado de calma, de alerta, ayúdele a ampliar y alargar este tiempo de silencio mediante la introducción de juguetes y otros objetos interesantes, como un espejo que sea seguro para no dañar al bebé. Ampliar los períodos de calma ayudaran al bebé a apreciar lo que es estar en un estado tranquilo y disfrutar del mundo. Y esto le enseñará que él puede aprender a controlar su irritabilidad.

Sea flexible.
Siéntase libre de probar un montón de cosas para su bebé con cólicos. Trate nuevas posiciones en la cuna,  póngalo en una silla de  mecido automático,  envuélvalo o llévelo en un paseo. Puede ser difícil, al principio, tener un bebé gritando en un parque o en un centro comercial, pero podría ayudarlo. Algunos niños con cólico les encanta ese tipo de estimulación y a otros no. Nunca se sabe si esto le va a ayudar a su hijo  al menos que lo intente. 

Revise su sistema de alimentación.
Asegúrese de que cuando amamante o le de biberón a su bebé, se mantenga en una posición vertical en lugar de una posición horizontal, y eructar lo bien. Esto ayudará a evitar que trague demasiado aire, lo cual es una fuente de malestar. Además, si se utiliza una botella, verifique el tamaño del agujero del pezón de la bote del pezón. Si el agujero es demasiado pequeño, su hijo puede quedarse con hambre y frustrado que la fórmula no le puede llegar.

Trate con música.
Algunos bebés con cólicos conseguir un alivio temporal si están envueltos y los pone junto a su pecho o lo carga en la mochila delantera. Otros pueden calmarse con el sonido de la música o la aspiradora. Hay muchas maneras de sostener y calmar a un bebé, pero no existe un método universal de calmantes. Algunas de las técnicas que funcionan bien para su bebé no hará nada para otro.

Obtenga apoyo.
No se deje aislarse socialmente. Los padres de un niño con cólico necesitan ayuda.Los médicos aconsejan que consulten a su pediatra y a su familia. También, hacer unesfuerzo para ponerse en contacto con otros padres que han pasado por ella, ya que son los que realmente pueden sentir simpatía con su experiencia. 

Mire al bebé real.
Trate de ver al niño detrás de las lágrimas. Este bebé aunque es muy pequeño tiene una personalidad, y estas lágrimas son parte de su personalidad, por ahora, pero no son el bebé. Concéntrese en las otras facetas de su personalidad y dése cuenta de las lágrimas no durará para siempre.

Sea bueno con usted mismo.
Los padres de un niño con cólicos puede ser abrumados con el sentimiento derabia, desesperación, culpa y que son inadecuados.  Tiene que encontrar lo que le ayudará a continuar a tener sentimientos positivos sobre usted y su bebé, y todo lo que pueda ayudarte a ti mismo. A veces,  sólo tiene que contratar a una niñera con experiencia, salir de la casa y hacer algo agradable.

About these ads

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

Follow

Get every new post delivered to your Inbox.

%d bloggers like this: